Seleccionar página

El Presidente Nayib Bukele anunció que después de que se hayan solucionado los aspectos técnicos pendientes, la Chivo Wallet tendrá nuevas funciones y más beneficios para los usuarios.

“Estamos trabajando para que la experiencia del usuario sea cada vez mejor. También para que haya más beneficios. Y recuerde que su uso es opcional”, indicó el gobernante.

Desde el 7 de septiembre, el bitcoin entró a circular a la economía como un mecanismo alternativo de pago. El Gobierno de El Salvador desarrolló la Chivo Wallet para que los usuarios puedan manejar su saldo de bitcoin y de dólares desde el teléfono celular.

Además de eso, distribuyó 200 cajeros y 51 puntos del entorno Chivo en todo el país, más otros 50 cajeros en Estados Unidos, como parte de las alternativas para poder utilizar esta nueva opción monetaria en el país.

El mandatario anunció que desde el 14 de septiembre están habilitadas las recargas con tarjetas. “Ahí podrás recargar tu Chivo Wallet con cualquier tarjeta de crédito, débito o de regalo, en cualquier parte del mundo y sin pagar ni un centavo de comisiones”, explicó el Presidente Bukele.

La reducción de costos de intermediación, así como la inmediatez y eficiencia, son las virtudes que ofrecen las transacciones donde se utiliza el bitcoin. En este mismo sentido, ya se pueden transferir fondos a otras billeteras a partir de $0.01 (antes, el mínimo era $5).

Ya hay medio millón de personas que usan esta aplicación y cientos de comercios que aceptan pagos con la criptomoneda.

“Estamos trabajando con más comercios para ofrecer beneficios adicionales (como descuentos o productos especiales) a los usuarios de Chivo Wallet”, adelantó el mandatario. Poco a poco, las grandes corporaciones y los emprendimientos locales van sumándose a esta iniciativa, que tiene el potencial de abrir nuevos mercados.

“Así que, ¡a usar sus Chivo Wallet se ha dicho! Los que pueden. Los que no, toca esperar, pero valdrá la pena”, exhortó el Presidente Bukele.

El Salvador avanza firme sobre la ruta de la innovación y la eficiencia, en beneficio de sus ciudadanos: entre mayor sea el dinamismo de la economía, entonces habrá más oportunidades de empleo para todos. El uso del bitcoin es una de las apuestas para conseguir estos objetivos, pues es una opción a la que puede acceder la amplia mayoría de usuarios de teléfonos móviles.